¿Por qué Moroni citó Isaías 11 a José Smith?

Marzo 3, 2017
 Representación del tallo de Jesse como el árbol de la vida en la Catedral de Monreale en Sicilia
KnoWhy #50
Representación del tallo de Jesse como el árbol de la vida en la Catedral de Monreale en Sicilia
"Y en aquel día habrá una raíz de Isaí, la cual estará puesta por estandarte al pueblo; los gentiles la buscarán, y su descanso será glorioso".
2 Nefi 21:10; Isaías 11:10

El conocimiento

Cuatro años antes de que se tradujera la primera palabra del Libro de Mormón, las palabras de Isaías fueron conectadas a ese registro sagrado. Cuando Moroni visitó al joven José Smith el 23 de septiembre de 1823, las fuentes indican que citó alrededor de 31 pasajes bíblicos. De estos, diez eran de Isaías.1 La cita más larga fue de Isaías 11, de lo cual Moroni dijo que "estaba por cumplirse" (José Smith-Historia 1:40). Moroni, al parecer, estaba haciendo una conexión entre la profecía de Isaías 11 y la salida a luz del Libro de Mormón.

Isaías 11 habla de "una raíz de Isaí, la cual estará puesta por estandarte al pueblo" y dice que el Señor "levantará estandarte a las naciones, y congregará a los desterrados de Israel, y reunirá a los dispersos de Judá de los cuatro cabos de la tierra" (2 Nefi 21:12; Isaías 11:12). Una profecía similar aparece en 2 Nefi 15:26 (Isaías 5:26), que dice: "Y alzará estandarte a las naciones de lejos, y les silbará desde el cabo de la tierra".

Mientras que estaba en Far West, Missouri, José Smith hizo algunas preguntas sobre Isaías, incluyendo la pregunta: "¿Qué es la raíz de Isaí, de la cual se habla en el décimo versículo del capítulo once?" (DyC 113:5). El Señor respondió: "Es un descendiente de Isaí, así como de José, a quien por derecho pertenecen el sacerdocio y las llaves del reino, y será por estandarte y para el recogimiento de mi pueblo en los postreros días" (DyC 113:6).

Aunque no está claro si esto se refiere a Jesús, José Smith o alguien más, los Santos de los Últimos Días a menudo lo han interpretado que puede incluir una referencia a José,2 porque fue a través de José que el sacerdocio y las llaves fueron restauradas, incluyendo las llaves del recogimiento de Israel (DyC 110). Mientras que no se sabe si José era descendiente de Isaí, el Libro de Mormón nos dice que es descendiente de José (2 Nefi 3:6, 15). 

Desde los primeros días de la Restauración, los Santos de los Últimos Días han interpretado la salida a luz del Libro de Mormón como el "estandarte" que significa la señal para todas las naciones que el recogimiento de Israel ha comenzado.3 En su comentario profético siguiendo los escritos citados de Isaías, aunque no usa la palabra "estandarte", Nefi vincula la salida a luz del Libro de Mormón con el recogimiento de Israel, diciendo: "Y cuando las dos naciones se junten, el testimonio de las dos se juntará también" (2 Nefi 29:8). Con el mismo fin, el Señor resucitado prometió que la salida a luz del Libro de Mormón sería "una señal" al mundo del comienzo del recogimiento final y el cumplimiento de los convenios de Dios (3 Nefi 21:1-7).4

El porqué

Ann Madsen observó: "José Smith fue inspirado, motivado y facultado profundamente por su conexión con las enseñanzas de Isaías".5 Esta conexión inició con la primera visión cuando el Salvador utilizó las palabras de Isaías para describir el estado del mundo cristiano (véase José Smith-Historia 1:19; cf. Isaías 29:13). La conexión entre la salida a luz del Libro de Mormón e Isaías 11:10-13 fue sugerida a José Smith cuando Moroni lo citó en su primera visita en 1823. Por lo tanto, la restauración fue predicha e influenciada por los escritos de Isaías.

Al interpretar a José Smith como la raíz de Isaí y el Libro de Mormón como el estandarte indica a todos los pueblos de que Dios ha comenzado la conclusión de la obra de recogimiento en los últimos días. El Libro de Mormón claramente no es un libro común, sino que es mucho más, incluso una obra milagrosa y un milagro (de acuerdo con el hebreo en Isaías 29:14). Es la señal del Padre de que "volverá a extender su mano, por segunda vez, para recobrar los restos de su pueblo" (2 Nefi 21:11; 3 Nefi 21:7). 

El Libro de Mormón invita a todos a venir, escuchar y recibir el llamado, para que "la obra del Padre" (3 Nefi 21:26) pueda salir adelante. Por esta señal, todos podemos ver que "el campo blanco está ya para la siega" (DyC 4:4). Al seguir adelante bajo este estandarte, todo aquel que desee servir a Dios y es llamado a la obra y "atesora para sí, de modo que [él o ella] no perece, sino que trae salvación a su alma" (DyC 4:4).

Otras lecturas

Steven C. Harper, Making Sense of the Doctrine & Covenants: A Guided Tour through Modern Revelation (Salt Lake City, UT: Deseret Book, 2008), 418–420.

Terryl L. Givens, By the Hand of Mormon: The American Scripture that Launched a New World Religion (New York: Oxford University Press, 2002), 64–71.

Ann Madsen, “Joseph Smith and the Words of Isaiah,” in Isaiah in the Book of Mormon, ed. Donald W. Parry y John W. Welch (Provo, UT: FARMS, 1998), 353–367.

 

  • 1. Ann Madsen, “Joseph Smith and the Words of Isaiah,” in Isaiah in the Book of Mormon, ed. Donald W. Parry and John W. Welch (Provo, UT: FARMS, 1998), 356–357. Además de Isaías 11, estos incluyen Isa 1:7, 23–24, 25–26; 2:1–4; 4:5–6; 29:11, 13, 14; 43:6.
  • 2. Véase por ejemplo: Sidney B. Sperry, Doctrine and Covenants Compendium (Salt Lake City: Bookcraft, 1960), 615–17; Michael J. Preece, Learning to Love the Doctrine and Covenants (Salt Lake City: MJP Publishing, 1988), 314–15; Conrad Knudson, Doctrine and Covenants Guidebook (Bountiful, Utah: Horizon Publishers, 1996), 238–239; Richard O. Cowan, Answers to Your Questions About the Doctrine and Covenants (Salt Lake City: Deseret Book, 1996), 131–132; Joseph Fielding McConkie and Craig J. Ostler, Revelations of the Restoration: A Commentary on the Doctrine and Covenants and Other Modern Revelation (Salt Lake City: Deseret Book, 2000), 909–913; Stephen E. Robinson and H. Dean Garrett, A Commentary on the Doctrine and Covenants (Salt Lake City: Deseret Book, 2005), 4:95–102; Steven C. Harper, Making Sense of the Doctrine and Covenants: A Guided Tour Through Modern Revelations (Salt Lake City: Deseret Book, 2008), 418–420; Alexander L. Baugh, “Historical context and overview of Doctrine and Covenants 113,” in Doctrine and Covenants Reference Companion, ed. Dennis L. Largey (Salt Lake City: Deseret Book, 2012), 823–824.
  • 3. Terryl L. Givens, By the Hand of Mormon: The American Scripture that Launched a New World Religion (New York: Oxford University Press, 2002), 64–71.
  • 4. Victor L. Ludlow, “The Father’s Covenant People Sermon: 3 Nephi 20:10-23:5,” in Third Nephi: An Incomparable Scripture, ed. Andrew C. Skinner and Gaye Strathearn (Salt Lake City and Provo. UT: Deseret Book and Neal A. Maxwell Institute for Religious Scholarship, 2012), 161–165.
  • 5. Madsen, “Joseph Smith and the Words of Isaiah,” 365.