¿Los quiasmos prueban algo acerca del Libro de Mormón?

Mayo 8, 2018
Imagen a través de lds.org
KnoWhy #358
Imagen a través de lds.org
"He aquí, mi alma se deleita en comprobar a mi pueblo la verdad de la venida de Cristo… y todas las cosas que han sido dadas por Dios al hombre, desde el principio del mundo, son símbolo de él"
2 Nefi 11:4

Nota del editor: El año pasado se celebraron los 50 Años del descubrimiento del quiasmo en el Libro de Mormón el 16 de agosto de 1967. Para celebrar este 50 aniversario, en julio y agosto Book of Mormon Central publicó un KnoWhy cada semana que discute los quiasmos, su significado y valor para entender la Biblia, el Libro de Mormón y otras literaturas antiguas. Asegúrese de consultar nuestros otros KnoWhy sobre quiasmos y el sitio Chiasmus Resources para más información.

El conocimiento

Desde su descubrimiento en 1967,1 las personas se han preguntado qué se puede hacer con el uso de los quiasmos en el Libro de Mormón. Algunos han visto sus numerosos quiasmos como una evidencia convincente de la autenticidad del Libro de Mormón. Otros han supuesto que la presencia de esta característica literaria no prueba nada. Aunque lo que prueban los quiasmos, en última instancia, puede ser determinado por cada individuo, la evaluación cuidadosa del uso único de este estilo literario puede ayudar a los lectores a analizar mejor su valor general como evidencia.

Cantidad

Ahora hay cientos de quiasmos propuestos en el Libro de Mormón.2 Si se hubieran distribuido de manera uniforme en todo el texto, un quiasmo se mostraría virtualmente en cada página. Indudablemente, estos numerosos quiasmos tienen varios grados de legitimidad, pero su gran cantidad hace que sea menos probable que fueran colectivamente un producto al azar.

Sofisticación

Muchos de los quiasmos en el Libro de Mormón se muestran como unidades textuales ordenadas, complejas y precisas que se ajustan bien con los criterios usados tanto por eruditos SUD como no SUD.3 Un análisis estadístico ha demostrado que es altamente improbable que varios de estos quiasmos más sofisticados hayan ocurrido por causalidad,4 especialmente cuando se han agrupado de manera colectiva.5 Los quiasmos en el Libro de Mormón a menudo enriquecen temática y simbólicamente los mensajes principales de autores de una manera memorable, indicando que se preocupan por algo más que la mera habilidad de la estructura.6

Múltiples autores

Esos autores del Libro de Mormón, quienes frecuentemente utilizaron quiasmos, lo hicieron de diferentes maneras.7 Cuando Nefi escribió acerca del viaje de su familia a la tierra prometida, lo hizo muchos años después de que los eventos habían sucedido. Esto aparentemente le dio tiempo para retrabajar cuidadosamente la narrativa en múltiples estructuras quiásticas,8 que luego incorporó en un quiasmo general que abarca todo 1 Nefi.9 Las memorias quiásticas de Nefi pueden ser significativamente contrastantes con el uso de los quiasmos del rey Benjamín, que eran "bastante clásicas y puras" y también con el uso de Alma, que eran "mucho más creativas y personales".10 Otros autores del Libro de Mormón como Abinadí, parecen haber usado muy pocas veces esta forma literaria.11   

Antiguos orígenes hebreos

Los profetas nefitas afirmaron conservar las tradiciones religiosas y literarias de sus ancestros hebreos (véase 1 Nefi 3:19). Esto es significativo ya que los quiasmos eran presumiblemente un "elemento dominante, si no esencial, de la escritura hebrea" durante los días de Lehi.12 Si tal forma hebrea frecuentemente utilizada estuviera ausente del texto nefita, se podría considerar de manera razonable como una "deficiencia evidente".13 Sin embargo, hablando de manera general, el uso de los quiasmos en el Libro de Mormón coincide muy bien con la alta frecuencia y estilo único de su uso en la Biblia.

Por ejemplo, la "representación del antiguo concepto israelita de justicia" que se encuentra en Levítico 24:13-23 se modela de manera similar en Alma 41:13-15, y los quiasmos como Helamán 6:7-13 contienen palabras y frases similares que funcionan aún mejor si el texto subyacente fuera derivado del hebreo.14 Aunque se necesitan comparaciones más extensas, Welch concluyó: "Si la ausencia de quiasmos fuera inconsistente con su afirmación de orígenes israelitas, entonces la presencia de los quiasmos en el Libro de Mormón es, al menos en igual medida, evidencia que corrobora lo que afirma".15

Orígenes en la antigua América

Los israelitas no fueron la única civilización que usó extensivamente los quiasmos.16 Esta forma literaria también aparece en los textos mayas, y los eruditos piensan que es parte de una tradición poética más antigua de América.17 De varias maneras, el uso del quiasmo en el Libro de Mormón es bastante similar a su uso en los textos antiguos mayas,18 demostrando que su afirmación de ser una literatura antigua tanto del viejo como del nuevo mundo encaja muy bien.

El porqué

Algunos han argumentado que el uso de los quiasmos en el Libro de Mormón es inconsistente porque los quiasmos algunas veces aparecen de manera aleatoria en un texto —por ejemplo, en un manual de computadora, donde su presencia obviamente no fue intencional.19 Otros han sentido que el quiasmo simplemente no es especial o único porque ha sido usado en libros para niños como Huevos verdes con jamón, en canciones infantiles como "Hickory Dickory Dock" y otras formas de prosa y poesía en inglés.20 Incluso se ha propuesto que José Smith descubrió el quiasmo por medio de su propia lectura de la Biblia o que utilizó investigaciones poco conocidas de quiasmos relacionados con la Biblia para ayudarse a fabricar el Libro de Mormón.

Sin embargo, de alguna forma u otra, cada una de estas explicaciones es insuficiente. Por décadas, los eruditos de la Biblia y el Libro de Mormón han reconocido que los quiasmos algunas ocasiones pueden ocurrir por casualidad. Eso es lo que ha llevado a un riguroso criterio y modelos estadísticos que han sido utilizados para evaluar la fortaleza de un quiasmo.21 Muchos quiasmos en el Libro de Mormón han pasado estas pruebas con gran éxito.22

Y aunque las rimas infantiles y otras formas de poesía inglesa demuestran diversas estructuras relacionadas con el quiasmo, habría habido pocas razones para que José Smith asumiera que tales estructuras fueron usadas extensivamente en textos relacionados con el hebreo como la Biblia. John W. Welch descubrió que incluso muchos eruditos bíblicos de hoy, "no están al tanto, inclusive consciente o subconscientemente, de la estructura quiástica del texto bíblico".23 El hecho de que nadie notó o mencionó la presencia de quiasmos en el Libro de Mormón por más de 130 años después de su publicación, es una buena evidencia de que la mayoría de los lectores no detectan estas estructuras a menos que se señalen.

La limitada educación de José Smith lo hace un candidato especialmente pobre para simplemente tropezar con la asociación de esta forma literaria de la literatura hebrea antigua,24 ya sea por sí mismo o a través de investigaciones académicas de alto nivel poco conocidas.25 Incluso si él hubiera hecho tales descubrimientos, la gran cantidad de quiasmos de alta calidad en el Libro de Mormón parecen estar más allá de cualquier principiante que intentara adaptar rimas infantiles o imitar lo que entonces se sabía de paralelismos bíblicos. También se debería notar que varias docenas de otros tipos de formas literarias hebreas también son usadas de manera amplia a lo largo del Libro de Mormón, haciendo que los quiasmos sean el distintivo de toda una flota de evidencias literarias relacionadas con el hebreo.26

En un proceso de dictar el Libro de Mormón en 74 días a varios escribas,27 José Smith integró sin problemas cientos de ejemplos de quiasmos — y más de mil ejemplos de otras formas variadas de literatura hebrea28 —en un texto ya demostrablemente complejo y consistente.29 De acuerdo con los escribas y testigos, él logró esto sin ninguna revisión y sin apoyarse en alguna nota de trabajo o cualquier tipo de material de referencia.30 Tal hazaña es nada menos que un milagro.31

El uso extensivo y único de los quiasmos en el Libro de Mormón ofrece una buena evidencia de que el texto es ordenado, complejo, consistente y hermoso. Es evidencia de que fue escrito por varios autores quienes cuidadosamente implementaron este estilo literario en ciertos tipos de ocasiones y por propósitos particulares. Es evidencia de que quien haya escrito el Libro de Mormón probablemente estaba familiarizado con el uso de los quiasmos del mundo antiguo, especialmente por escritores hebreos del antiguo Israel y tal vez incluso por los escritores mayas de la América antigua. Y cuando se ven de manera colectiva, ofrece una buena evidencia de que José Smith estaba diciendo la verdad acerca del descubrimiento y traducción milagrosa del Libro de Mormón.

Otras lecturas

Boyd F. Edwards y W. Farrell Edwards, "Does Chiasmus Appear in the Book of Mormon by Chance?" BYU Studies Quarterly 43, no. 2 (2004): 103–130.

John W. Welch, "What Does Chiasmus in the Book of Mormon Prove?" en Book of Mormon Authorship Revisited: The Evidence for Ancient Origins, ed. Noel B. Reynolds (Provo, UT: FARMS, 1997), 199–224.

John W. Welch, "Chiasmus in the Book of Mormon", Ensign, February 1972, en línea en lds.org.