Un solo Dios, el Padre … y un Señor, Jesucristo: 1 Corintios 8:6

Noé Correa

Imagen vía ChurchofJesusChrist.org

Nosotros no tenemos más que un solo Dios, el Padre, de quien son todas las cosas, y nosotros de Él; y un Señor, Jesucristo, por medio de quien son todas las cosas, y nosotros por medio de él. (énfasis añadido)

Para explicarles a los santos de Corinto que a través de nuestra conducta es posible servir a Dios o a demonios (1 Corintios 10:20-21), Pablo enseña una lección poderosa sobre Dios el Padre y el Señor Jesucristo. Sin conocer los idiomas bíblicos, perdemos la conexión que hace el apóstol con ciertos títulos en hebreo. Citaré abajo algunos de los muchos eruditos bíblicos que reconocen que Pablo en 1 Corintios 8:6 readapta un versículo del Antiguo Testamento. Argumentan de manera contundente que el lenguaje de "un solo Dios" y "un Señor" viene directamente de Deuteronomio:

"Escucha, oh Israel: Jehová nuestro Dios, Jehová uno es". (Deuteronomio 6:4)

Este versículo es conocido como la Shema, recitado diariamente por los judíos hasta el día de hoy. En el Nuevo Testamento, "Jehová" (יְהֹוָה) siempre es traducido como “Señor” (κύριος). En el hebreo del Antiguo Testamento, el término más común para "Dios", sea el Dios de Israel o los dioses de las naciones es Elohim o ‘elohim ( אֱלֹהִים). Como miembros de la iglesia, es importante comprender que en el templo identificamos al Padre como Elohim, pero en hebreo “Elohim” es simplemente el término común para la palabra "Dios"/"dios".

En hebreo, la Shema dice: "Escucha, oh Israel: Jehová nuestro Elohim, Jehová uno es".

Con este conocimiento introductorio, ahora podemos ver lo que han dicho los eruditos no miembros de la Iglesia sobre 1 Corintios 8:6. Verán que Pablo hace algo muy parecido a nuestras propias creencias:

"Las palabras clave ‘Señor’, ‘Dios’ y ‘un’ son tomados de Deut. 6:4 (‘Jehová nuestro Dios, Jehová uno es’)… Pero ahora Pablo ha identificado ‘Dios’ con ‘el Padre’, y ‘Jehová’ con ‘Jesucristo’, en cada instancia agregando una frase explicativa: ‘Dios’ es el Padre ‘de quien son todas las cosas, y nosotros de él’, y ‘Jehová’ es Jesús el Mesías, ‘por medio de quien son todas las cosas, y nosotros por medio de él".1

Un ejemplo más:

"Ahora se reconoce comúnmente que Pablo aquí ha adaptado la Shema y ha producido, así, una versión cristiana. Lo que no se reconoce extensamente es su significado. … Pablo ha producido, de hecho, todas las palabras de la declaración sobre Jehová en la Shema (Deut 6:4 ...), pero Pablo ha acomodado las palabras de tal manera que afirma tanto a un Dios, el Padre, como a un Señor, Jesucristo. … La única manera de entender a Pablo, manteniendo el monoteísmo, es comprender que está incluyendo a Jesús en la identidad única del único Dios afirmado en la Shema. Pero en todo caso, por el hecho de que el término ‘Jehová’ es aplicado aquí a Jesús como el de ‘un Señor’, está claro que está tomado de la Shema. Pablo no está agregando al Dios de la Shema’. Pablo no le está agregando un Señor al Dios de la Shema que la Shema misma no mencione. Él está identificando a Jesús con ‘Jehová’ de cual la Shema afirma que solo es uno. Por lo tanto, en la formulación sin precedentes que Pablo le da a la Shema, la identidad única del Dios único consiste en un Dios, el Padre, y un Señor, su Mesías".2

En otras palabras, Pablo interpretó "Jehová nuestro Elohim, Jehová uno es" identificando el término "Elohim" no solo como el Padre sino también identificándolo como el papel que cumplió Jehová ante el pueblo de Israel. Jehová era su Elohim, o sea, representaba al Padre ante ellos. Podemos comparar esta enseñanza con las palabras de Abinadí, en el Libro de Mormón. Ahí el profeta dice que Dios (Jehová) descenderá (Mosíah 15:1) y será llamado (15:2) "el Padre [Elohim] porque fue concebido por el poder de Dios [el Padre]; y el Hijo, por causa de la carne; por lo que llega a ser el Padre e Hijo" (15:3). Ahí vemos que solo sería llamado "Padre" o, el el Antiguo Testamento, "Elohim".

Pero Pablo no se queda ahí. Pablo usa la Shema para enseñar que el Padre es Dios (Elohim) y que Jesús es el Señor Jehová. Y el Hijo (siendo Jehová en el Antiguo Testamento o Jesús en el Nuevo), siempre representa al Padre.

¿Cuán cerca te sientes tú a nuestro Padre Celestial?

¿Cómo reconoces tú que de Él "son todas las cosas, y nosotros de él"?

¿Cómo te ayuda a ti saber que por medio del Señor Jesucristo "son todas las cosas, y nosotros por medio de él"?

  • 1. Roy E. Ciampa y Brian S. Rosner, “1 Corinthians”, Commentary on the New Testament Use of the Old Testament, editado por G. K. Beale y D. A. Carson (Grand Rapids: Baker Academic, 2007), 717. (traducción propia)
  • 2. Bauckham, Richard. Jesus and the God of Israel: God Crucified and Other Studies on the New Testament’s Christology of Divine Identity. Grand Rapids, Michigan: William B. Eerdmans Publishing Company, 2008. pp 27-28. (traducción propia)

Buscar post destacados