¿Qué era lo que contenían las Planchas de Bronce?

Agosto 16, 2018
Meeting of Jacob and Joseph (El encuentro de Jacob con José) por William Hole
KnoWhy #410
Meeting of Jacob and Joseph (El encuentro de Jacob con José) por William Hole
"Y después de haber dado gracias al Dios de Israel, mi padre Lehi tomó los anales que estaban grabados sobre las planchas de bronce, y los examinó desde el principio".
1 Nefi 5:10

El conocimiento

Al leer el Libro de Mormón, se pueden encontrar referencias de diferentes partes del Antiguo Testamento. Cuando se habla de Melquisedec en Alma 13, por ejemplo, el Libro de Mormón parece aludir a la traducción de José Smith de Génesis 14.1 Sin embargo, también cita de manera frecuente a Isaías y los Salmos,2 y también incluye un poco de Job.3 Todos los cuales supuestamente se citaron de las planchas de bronce. Esto plantea la pregunta: ¿Qué partes del Antiguo Testamento estaban en las planchas de bronce?.4

Nefi dijo que las planchas de bronce contenían "los cinco libros de Moisés" junto con "la historia de los judíos... y también las profecías de los santos profetas desde el principio, hasta comenzar el reinado de Sedequías". La colección incluso contenía "muchas profecías declaradas por boca de Jeremías" (1 Nefi 5:11–13). Los "cinco libros de Moisés" se refiere a Génesis, Éxodo, Levítico, Números y Deuteronomio.5 La "historia de los judíos" probablemente contenía una versión de Josué, Jueces, 1-2 Samuel y 1-2 Reyes.6 Los "santos profetas" hasta el tiempo de Sedequías se puede referir a los escritos de Isaías, Oseas, Amós, Miqueas, Nahum, Habacuc y Sofonías, así como también Jeremías.7

Sin embargo, esta no es la única información que el Libro de Mormón da acerca de las planchas de bronce. El Libro de Mormón también cita extensivamente de los Salmos8 y periódicamente se refiere a Proverbios,9 sugiere que estos libros también estaban presentes. Sin embargo, cuando uno ve todas las citas de los libros del Antiguo Testamento en el Libro de Mormón, uno encuentra algo sorprendente. Libros que casi seguramente se escribieron después de que Lehi dejó Jerusalén, como 1 Crónicas, Nehemías, Job,10 Eclesiastés,11 Ezequiel, Joel,12 y Malaquías,13 todos tienen un lenguaje similar al Libro de Mormón.14

Algo de este lenguaje similar puede ser por causa de problemas de traducción. La traducción de textos antiguos a menudo utilizan un lenguaje bíblico, incluso cuando este lenguaje crea una traducción menos literal del original.15 Sin embargo, algunas referencias del Antiguo Testamento solamente son claras cuando se comparan el Libro de Mormón con el Antiguo Testamento en hebreo, sugiriendo algo más complicado.16 En estas instancias, es probable que tanto el Libro de Mormón y textos bíblicos escritos después de que la familia de Lehi dejara Jerusalén son citados en los primeros libros que estaban sobre las planchas de bronce pero que ya no existen.17

Tabla 14 de Charting the Book of Mormon

Esta posibilidad es apoyada por la declaración del ángel a Nefi, de que el Antiguo Testamento contiene "muchas de las profecías de los santos profetas; y es una narración semejante a los grabados sobre las planchas de bronce, aunque menos en número" (1 Nefi 13:23). Esto sugiere que había muchos otros libros que se encontraban en las planchas de bronce que no lograron estar en nuestro Antiguo Testamento. Algunos de estos textos pudieron haber sido citados por escritores posteriores, explicando las similitudes que se pueden encontrar entre los libros posteriores del Antiguo Testamento y los escritos que fueron citados tal vez de las planchas de bronce.  Los escritos de Zenós, Zenoc, Neum,18 y Ezías (Helamán 8:20) estaban todos en las planchas de bronce pero ahora están perdidos.

Es probable que algunos de estos escritos perdidos fueran del reino de Israel en el norte. De acuerdo con 1 Nefi 5:14, las planchas de bronce contenían la genealogía de los descendientes de José. Debido a que las tribus de José vivían en el reino israelita del norte, llamado Israel, no el reino israelita del sur, llamado Judá, es probable que las planchas de bronce tuvieran muchos de los escritos del reino del norte de Israel en ellas.19

Aunque tenemos alguna idea de los libros en las planchas de bronce, es difícil saber exactamente qué versión de cada libro tenían los nefitas.20 Las planchas de bronce algunas veces parecen haber sido las mismas que la traducción de José Smith, como se señaló anteriormente. En otras ocasiones, son más como la Septuaginta (el Antiguo Testamento griego),21 y sin embargo, en otros tiempos difieren de cualquier versión del texto que actualmente está disponible.22

El porqué

A menudo, cuando leemos el Antiguo Testamento, es fácil olvidar que estos libros también fueron escrituras nefitas. Cuando los autores nefitas hablaban acerca de aferrarse a "la palabra de Dios" (1 Nefi 15:24), era la porción del Antiguo Testamento a la que se refería. Fue el Antiguo Testamento al que acudieron para consolarse y guiarse.23 Muchas de sus ideas espirituales más profundas se basaron en las enseñanzas del Antiguo Testamento.

El darse cuenta cuán importante fueron las planchas de bronce para los nefitas puede cambiar nuestra perspectiva sobre el valor del Antiguo Testamento. Si los nefitas obtuvieron ideas espirituales tan importantes del libro, nosotros también podemos hacerlo.

Mientras buscamos cuidadosamente los libros que hubieran estado en las planchas de bronce, podemos ver cómo fueron citados en el Libro de Mormón y obtener una idea más profunda de lo que estas escrituras pueden significar para nosotros.24 Leer el Antiguo Testamento de esta manera permitirá comprender mejor el Libro de Mormón y el Antiguo Testamento.

El Libro de Mormón es la llave que abre el Antiguo Testamento. Al comprender el Antiguo Testamento por medio del lente del Libro de Mormón, podemos obtener una comprensión más profunda del poder de Cristo en nuestras vidas y la naturaleza inmutable de Dios.

Otras lecturas

Robert L. Millet, "The Influence of the Brass Plates on the Teachings of Nephi", en Second Nephi, The Doctrinal Structure, ed. Monte S. Nyman y Charles D. Tate Jr., Book of Mormon Symposium Series, Volume 3 (Provo, UT: Religious Studies Center, Brigham Young University, 1989), 99–111.

Sidney B. Sperry, "Some Problems of Interest Relating to the Brass Plates", Journal of Book of Mormon Studies 4, no. 1 (1995): 185–191.

Rex C. Reeve, Jr., "The Book of Mormon Plates", en Second Nephi, The Doctrinal Structure, ed. Monte S. Nyman y Charles D. Tate Jr., Book of Mormon Symposium Series, Volume 3 (Provo, UT: Religious Studies Center, Brigham Young University, 1989), 99–111.